J.E.S.I en Bukowski Bar

jesi2

Por Bárbara Dibene

“Jóvenes en situación de Impro es una ONG con o sin fines de lucro que trata a actores adictos a la improvisación y busca transformarlos nuevamente en actores convencionales”, así se presenta este grupo de humor compuesto por Esteban Medina, Felix de Marchi, Marisa Tetacho y el profesor Seis Dedos.

Bukowski fue el lugar elegido para un show innovador que plantea una crítica abierta (y paródica) hacia la improvisación, proponiendo una demostración en vivo para que el público entienda a qué se refieren con que el formato atenta contra el trabajo de directores, utileros, vestuaristas, asistentes, asistentes de asistentes y así hasta el infinito. Todo con el punto exacto de humor y autocrítica.

Transeúntes pudo presenciar el espectáculo el pasado domingo 19 en el legendario bar, donde las puertas se abrieron a las 21 para dejar entrar al público ansioso. Todos fuimos recibidos por una enfermera (Marisa Tetacho), quien nos entregó una sonrisa y revistas “Pronto” con la indicación de guardarlas para utilizarlas durante la noche. Luego descubrimos por qué…

Tetacho fue “la voz”, hilo conductor que presentó a los protagonistas y propuso la búsqueda de un título que sirviera como disparador para la demostración, por supuesto no se esperaba de nosotros que inventáramos nada con semejante campaña contra la impro.

El elegido fue “en un hotel de Maldivas quiero ser guardavidas”, y a partir de allí Medina y de Marchi nos regalaron cuatro situaciones hilarantes que increíblemente, hacia el final, tuvieron su lógica unión y desenlace. Luego vino el entretiempo… y la comida (que dicho sea de paso también merece nuestras palmas por sabor y precio).

La segunda parte se trató de demostrar como la impro puede arruinar un texto de Shakespeare. En principio se convocó a Marisa, quien interpretó “en forma verdadera y convencional” una pieza de Romeo y Julieta para luego volver a su puesto y pedir otro título disparador… “la convivencia se complicó por los gatos” fue el propuesto por uno de los espectadores. Los protagonistas fueron nuevamente ingeniosos para lograr componer varios personajes a la vez y dar el golpe de gracia con un relato dinámico y efectivo.

Queremos destacar el papel del profesor Seis Dedos, quien con su guitarra fue el encargado de aportar el clima necesario para sostener las historias y mantener a la gente atenta. Fue también él quien protagonizó canciones tributo a Cacho Castaña en el intervalo y como cierre, que faltaba decir desbordó de aplausos para estos luchadores incansables por la impro.

En “camarines” (nos hicimos los paparazzi) pudimos entrevistarnos con el equipo de la J.E.S.I, quienes nos contaron que se conocen hace años porque tuvieron su formación en el teatro La Nona y que desde allí formaron un grupo. Poco a poco se acercaron a la improvisación y es hasta el día de hoy que siguen experimentando dentro del formato, por ejemplo agregando la idea de la música.

En cuanto a la batalla guión-impro, Felix nos aseguró que no dejan de hacer teatro convencional, sino que la improvisación les da la posibilidad de buscar por otro lado. “Es muy raro improvisar porque nunca sabes con lo que te vas a encontrar, uno mismo se sorprende de lo que la mente piensa, a veces no te lo esperas”.

Encontralos en  facebook y en su página web!

 

 


Pasaron por aquí y dejaron su firma...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *